twitter facebook

¡Demos la bienvenida al … polen!

 

Ya está aquí la primavera. Los días son más largos, el buen tiempo y desgraciadamente para las personas alérgicas, el polen. La alergia al polen es una de las más frecuentes, aunque por suerte para los que la sufren, los expertos en problemas alergénicos han asegurado que este año será mucho menos intensa que en años anteriores.

La mayoría de los casos no tienen cura pero si se puede controlar de manera continua con el tratamiento médico correcto. Es positivo llevar a cabo una serie de indicaciones para luchar de manera más efectiva a este tipo de alergia:

 

  • En aquellos días que se observe una cantidad excesiva de polen, y más aún, en aquellos que haga fuertes rachas de viento, es mejor quedarse en casa o intentar salir únicamente a lo esencial.

 

  • Si eres de los que usa mucho el coche, no olvides mantener las ventanillas cerradas. Una protección muy sencilla que te hará tener un trayecto más llevadero.

 

  • Los humificadores o los filtros de aire en los aparatos acondicionados son muy positivos y ayudan a tener un mejor día. En la actualidad existen unos filtros especiales antipolen que se pueden colocar tanto en el aire acondicionado como en el aire del coche.

 

  • Si eres de lo que pasa mal la noche y no cuentas con un humificador del aire, las pulverizaciones con agua en la habitación también son una buena idea.

 

  • Para limpiar el polvo se recomienda el uso del aspirador y bayetas húmedas.

 

  • Recuerda que hay intervalos de tiempo que son peores si sufres esta alergia ya que acumulan una concentración de polen mucho mayor que en el resto de horas. Éstas son entre las 5 y 10 de la mañana y las 7 y 10 de la noche. Intenta reducir tus actividades al aire libre en ese horario y no olvides de cerrar las ventanas de casa.

 

  • Los granos de polen suelen quedarse “pegados” en la ropa. Es muy recomendable ducharse al llegar a casa y cambiarse de prendas. Tender la ropa fuera tampoco es muy buena idea.

 

  • Aunque parezca evidente estando en primavera con más luz, usa gafas de sol. Es una forma de evitar que el polen entre en contacto con los ojos.

 

  • Si tienes jardín, evita plantar árboles o flores que polinicen por aire.

 

  • Si tomas un tratamiento especifico recetado por tu médico, cúmplelo a rajatabla, te encontrarás mucho mejor.

 

Intenta que la mucosidad, los ojos llorosos y la inflamación de garganta este año pasen, al menos un poco, más desapercibida con estos consejos. Disfruta de la primavera y sobrelleva la alergia de la mejor manera posible.



Los comentarios están cerrados.