twitter facebook

Pequeños consejos para comenzar a practicar deporte

 

Muchos de los propósitos que nos planteamos con el comienzo de año es el de empezar a hacer deporte. En la mayoría de los casos ese pensamiento se queda en únicamente eso, un pensamiento. Y es que conseguir ciertas rutinas es más difícil de lo que nos pensamos.

¿Eres una de esas personas que quiere comenzar a moverse y no sabe como conseguirlo? Desde aquí queremos darte ciertas pautas para que cumplas con este objetivo y puedas tacharlo de tus lista de propósitos.

  • Fijar un horario. Debes de pensar en esta actividad como una prioridad y hacerte un horario dentro de tu vida habitual. Deberás de poner fuerza de voluntad y cumplir con dichas horas y no dejes que otro tipo de actividades interfieran. Si comentes este error al principio, irás rompiendo unas pautas iniciales que acabaran por quebrarse del todo.
  • Si conviertes el ir hacer ejercicio en una actividad social, te costará mucho menos. Si tienes pensado algún encuentro, intenta que ese plan se desarrolle haciendo algún tipo de deporte. Por otro lado, si convences a un amigo o amigos que estén en la misma situación que tú, al final siempre costará menos e incluso unos pueden animar a otros en días de pereza.
  • Si consigues cumplir con tus horarios en un periodo aproximado de 15 días seguidos después costará mucho menos trabajo seguir con tu itinerario y mantenerlo.
  • No olvides dedicar tu tiempo para el deporte a una actividad que realmente te guste y te motive. Lo más probable es que si te aburres desistas. Hay muchísimos deportes, aunque sea el running el que más este de moda. Tenis, fútbol, natación, patinaje, escalada, baloncesto … tienes un gran abanico de posibilidades, elige el tuyo, y ¡a por todas!
  • También es importante fijarse metas que sean realistas e ir poco a poco. Así que olvídate de los entrenamientos duros y comienza con ejercicios de baja intensidad para ir aumentándola poco a poco. Tu rutina será mucho más sencilla y te irás sintiendo mejor a medidas que vayas consiguiendo pequeños objetivos.
  • No olvides mantenerte hidratado, recuerda tener siempre cerca una botella de agua.

 

El deporte es necesario para mantenernos sanos y fuertes, y trae consigo beneficios tanto físicos como mentales. Puede que sea duro al principio pero nunca nadie dijo que los comienzos fueran sencillos. Se constante y lo conseguirás, es fácil si te lo propones. ¡Tú puedes!

 



Los comentarios están cerrados.